+57 318 6962714

Servicio al Cliente

Encuentra en nuestros artículos información de interes para convertirte en el mejor catlover del mundo

¿Y ahora quién se quedara con el gato?

Fueron años maravillosos, llenos de amor, risas y enamoramiento. Quedaron buenos recuerdos o no tantos: casa, carro, hijos y uno o más pequeños de cuatro patas.

Un divorcio o separación afecta a toda la familia, los bienes se dividen, los hijos se van con mamá o papá, pero… ¿Qué pasa con las mascotas? ¿Y sus juguetes, como rascadores, camas y repisas?

Las mascotas en Colombia han sido históricamente tratadas como bienes muebles desde un punto de vista legal. Aunque actualmente gracias a la Ley 1774 de 2016, define claramente la protección animal, la declaración de los animales como seres sintientes y la penalización de los infractores contra los animales, sin embrago, no prevé legislación clara en eventos de separaciones o divorcios.

Los vínculos que se crean entre personas y gatos son muy estrechos y a veces el dejar compartir con uno de los dos puede afectar al gatito: su carácter, comportamiento e incluso generar enfermedades. Lo que nos lleva a preguntarnos:

¿Quién se queda con los gatos?

Esta es una conversación que se debería tener siendo muy honesto, responsable y comprometido a la hora de hacerlo. Los divorcios o separaciones son causantes de un buen porcentaje de abandonos. Por eso, cuando en pareja se decidió darle un hogar a un peludito; en pareja se debe decidir que suerte correrá al no estar juntos y evaluar cosas.

Por ejemplo, cosas cómo:

  1. ¿Quién tiene mejores condiciones económicas para cuidarlo?
  2. ¿Cuál de ellos tiene la casa adaptada para sus necesidades?
  3. ¿Quién tiene más tiempo para compartir con el animalito?
  4. ¿Cuál es el que es más cercano y/o tiene más cariño al gatito?

Sin importar como termine la relación, los gatos no son culpables o causantes y deberían seguir recibiendo amor, comida y todos sus cuidados. Sin embargo, la separación es uno de los motivos más frecuentes para abandonar al michi.

Cuando una relación de pareja esta mal, y se ha trabajado para mejorarla y al final se llega a la conclusión que lo mejor es una separación, hay que empezar a preparar a ese gatito.

Modificar poco a poco la rutina del gato. Es decir, quien se vaya a quedar con él empiece a alimentarlo, limpiarlo, cepillarlo y le asee su arenero o le regale nuevos rascadores, camas o repisas. Para que el gatito comience a interiorisar y a asimilar este nuevo suceso.

Es importante tener en cuenta, que la ansiedad por separación puede afectar más a unos que a otros. Como ya lo hemos visto, las personalidades de los gatos son muy diferentes y por ende sus reacciones. Por ejemplo, razas como los siameses o los birmanos, pueden ser más suceptibles que los gatos Maine Coon e incluso los criollitos.

Esperamos que este artículo te haya gustado, siempre hay que estar preparados y hablar de estas cosas en pareja. 

Para el resto, te invitamos a visitar nuestra tienda online donde podrás conseguir todo lo que necesitas para tu gatito. Si te gusto, te invitamos a comentar abajo y seguirnos tanto en instagram como en facebook. Si necesitas comunicarte con nosotros escríbenos directamente al whastapp acá.