+57 318 6962714

Servicio al Cliente

Encuentra en nuestros artículos información de interes para convertirte en el mejor catlover del mundo

¿Cómo sé si mi gato sufre de ansiedad?

“La ansiedad es una enfermedad de la adaptación. Es importante entender que la ansiedad es una agravación patológica del estado de alerta necesario para adaptarse a un nuevo medio»

Aquí veremos cómo se manifiesta, cuáles son sus causas y qué debemos hacer, como por ejemplo instalar una repisa para gatos.

Los problemas más frecuentes son los trastornos obsesivo-compulsivos,  ansiedad generalizada , ansiedad  por separación, miedos, fobias y agresividad (Overall, 1997). La  ansiedad  es una reacción frente a un estímulo o situación amenazante para el  animal  o que aparece por sorpresa, frente a la cual el  animal  adopta un comportamiento de preparación y respuesta.

¿Cómo se puede manifestar la ansiedad?
  • Su temperamento: Puede cambiar manifestándose mucho más agresivo hasta suele volverse más irritable.
  • Marcajes con orina o incluso con heces: En lugares tan sorprendentes como nuestra ropa, nuestra almohada o cerca a las puertas.
  • Horas de limpieza: Este comportamiento puede convertirse en algo compulsivo y este exceso de acicalamiento que puede llevar a alopecias (Calvicie) y heridas en la piel.
  • Largas horas de descanso y aislamiento: En lugares no habituales y lejanos de todo
  • Expresiones gatunas: Llantos, maullidos y gemidos.
  • Cambios posturales de estrés: Andar agazapado, cola enganchada al cuerpo, cabeza muy por debajo de la altura de la cruz y pupilas dilatadas.
Identifiquemos las causas

Debemos pensar en lo que ha cambiado últimamente para saber qué le puede estar afectando, por ejemplo:

  1. Cambios en nuestra casa: Nos mudamos o cambiamos los muebles de lugar, remodelamos o pintamos.
  2. Nuevo integrante: Puede ser tanto humano como otro animalito.
  3. Tensión en el hogar: Disgustos entre los miembros como peleas, gritos, etc .
  4. Acoso: Entre gatos o de personas hacia gatos.
  5. Maltratos: Tanto físicos como psicológicos.
  6. Aislamiento: Del resto de la familia o por viajes.
  7. Problemas de salud: Tu gatito puede no estar sintiendose bien.
¿Qué debemos hacer para ayudar?
  • Darles ambientes que le permitan sentirse dueños de su territorio. Por ejemplo, una repisa para gatos ubicada en lo alto, donde pueda observar y sentirse seguro.
  • Si tienes una vista interesante, darle acceso a las ventanas. Una repisa para gatos instalada en la ventana es buena idea, para que puedan observar desde allí los pájaros, lo árboles, etc.
  • Rascadores en zonas estratégicas, cerca a lugares donde duerme y donde pase más tiempo.
  • Pongamos agua fresca y limpia  en varios puntos de la casa.
  • Si tu gatito es de los que se queda escondido sin comer, debes motivar a tu gato para que busque la comida. No le facilites esta tarea. Deja que busque, usa su comida húmeda favorita. Házle juguetes, escondele premios e incentiva ese cazador que llevan dentro.
  • Un arenero siempre limpio y con bastante arena, ojalá sin olores y aglomerante.  Ubicada lejos del agua y la comida, en lugar tranquilo.
  • Fomenta actividades físicas, creemos una rutina de juego en la mañana y en la noche. Podemos darle juguetes nuevos, pero debemos guardarlos una vez se termine el juego (para que cuando lo saquemos de nuevo, genere nuevamente interés y diversión).
  • Evitar el contacto excesivo con tu gatito, que sea él quien te busque y decida que tanto contacto quiere tener. Debes respetar su espacio y sus ganas de estar o no contigo.
  • Siempre acude a tu veterinario cuando notes cambios en el temperamento de tu gatito, ellos te podrán dar indicaciones y medicamentos de ser necesarios. Hace ya un tiempo, se están empezando a usar tratamientos naturales, reiki y otras prácticas.
Recuerda que los gatos a veces expresan su sufrimiento de maneras que a nosotros humanos nos pueden molestar

Por eso, no los culpes y busca solucionarlo, ellos no lo hacen por incomodar. Seguramente algo debe estar ocurriendo y utilizan todo esto para decirtelo. Y a veces con tan sólo una repisa para gatos se puede solucionar.

Si te gustó ayúdanos compartiendo el artículo y siguiendonos en Facebook y en Instagram.